OLYMPUS >

GLOBAL PRO GALLERY

GLOBAL PRO GALLERY

Volver al inicio de la página

Andreas Geh

Ver perfil

Después de casi 10 años de fotografiar con equipo DSLR, cambié al formato Olympus MFT hace dos años y medio. La razón principal fue la reducción de peso, algo para mí muy importante por cómo me gusta explorar la naturaleza y la fauna salvaje. Una de mis principales áreas de interés es la fotografía de paisajes. En este campo siempre trato de tomar fotos que cuenten una historia sin rastro o impacto humano alguno, para mostrar la belleza de la naturaleza como debería ser en ciertos lugares del mundo, para mantener la diversidad de toda la flora y fauna.

Hace poco tuve la oportunidad de hacer un viaje a uno de los últimos grandes y remotos espacios naturales de gran diversidad del planeta, el delta del Okawango en Botswana, gracias al apoyo de Wilderness Safaris y a su idea de ofrecer ecoturismo para proteger el medioambiente y colaborar con las comunidades locales aportando educación y trabajo.

Cuando tienes la rara oportunidad de ver fauna como los ”cinco grandes de África” y una gran diversidad de aves alrededor, la gente (y yo mismo me incluyo) tiende a utilizar el teleobjetivo para dispararles. ¡Pero esta vez no! Quería centrarme en las fotos de paisajes de gran angular para mostrar ese entorno casi virgen. Por ello utilicé el excelente objetivo M.Zuiko Digital ED 7-14mm F2.8 PRO con la OM-D E-M1 Mark II: una combinación perfecta.

En esos sitios, la movilidad y la robustez son clave, y el equipo me permite llegar a ciertos sitios en coche, a pie, en avión, en globo aerostático y en barco. En situaciones así es vital no tener que preocuparse por los detalles técnicos, la función o el tamaño. Hay que ser rápido y centrarse solo en la luz efímera, en los momentos difíciles, en la escena y en cómo capturarla, pues está contando una historia o revelando una emoción.

Por ejemplo, los momentos de retroiluminación, como cuando los búfalos cruzan el río y aparecen salpicaduras y reflejos chispeantes; o cuando la línea de la costa reflejada en el agua tranquila muestra una simetría perfecta; o cuando el sol toca el horizonte y se sumerge en la tierra con su hermoso color; o la calavera que yace intacta en el amplio plano para mostrar que la vida y la muerte siempre van de la mano; o el elefante que mueve la trompa para mostrarme la fuerza que tiene para proteger a su bebé. Todos estos momentos y mucho más son la razón por la que me encantan la naturaleza y la fotografía, y por la que soy un apasionado fotógrafo de naturaleza con el equipo Olympus en mi bolsa.

OM-D E-M1 Mark II

OM-D E-M1 Mark II

OM-D E-M1 Mark II: para profesionales apasionados.

Visita la página del producto sur le E-M1 Mark II Visita la tienda